Las cajas negras en automoción

En abril de 2019, el Parlamento Europeo aprobó una nueva norma que obliga a incorporar hasta diez nuevas medidas de seguridad en los vehículos.

Se aplicarán en nuevos que se vendan a partir de 2022 y en todos los que se fabriquen a partir de 2024.

Entre dicho paquete de medidas se encuentran las cajas negras, que seguramente ya conozcas por ser clave en accidentes aéreos.

¿Quieres saber más sobre le futuro de la automoción?

En Talleres Prizán, de Grupo Velasco, te desvelamos nuevos avances.

Las cajas negras, compañeras de viaje a partir de 2022

Las cajas negras que está previsto sean integradas en los vehículos serán bastante similares a las ya empleadas desde hace décadas en los aviones.

La finalidad también era la misma, es decir, obtener información.

De entre la información que recabarán, se encuentra:

  • La velocidad real de conducción
  • Comportamiento del vehículo
  • Estado correcto de todo el sistema de seguridad y electrónica, dirección, y prácticamente todos los elementos del coche asociados a su conducción y funcionamiento.

caja-negra-en-los-coches-talleres-prizan-blog2

Las cajas negras que equiparán los vehículos en un par de años emplearán un sistema muy parecido al que se utiliza actualmente en los aviones.

De este modo, permitirán obtener información sobre:

  • La velocidad de conducción
  • El comportamiento del vehículo
  • El estado de los sistemas de seguridad
  • La ubicación del automóvil
  • Los movimientos de la dirección, la aceleración y la desaceleración.

Las cajas serán anónimas y sólo será posible su uso en caso de siniestro previo, por lo que no podrán ser empleadas por la DGT para multar infracciones de velocidad ni de ningún otro tipo.

Su finalidad es otra, es extraer datos de siniestralidad asociados a conducción y fallos de seguridad para hacer de los automóviles un medio de transporte aún más seguro si cabe, y reducir la siniestralidad por accidentes de circulación.

caja-negra-en-los-coches-talleres-prizan-blog3

Funcionamiento de las cajas negras

El funcionamiento de estas cajas negras será también muy similar a las de los aviones.

Desde el preciso instante en el que detecten una colisión o alteración brusca en la dirección del vehículo, de manera parametrizada ordenarán una serie de datos en la propia memoria del dispositivo, la cual, tras el accidente, podrá conectarse a un ordenador para extraer la información necesaria para averiguar, además de las causas del accidente, las posibles brechas de seguridad y fallos humanos.

Además, se prevé que la propia sugestión de los conductores, esto es, el hecho de ser conscientes de la presencia de las cajas negras, aumentará la precaución de los mismos en su manera de conducir, lo que repercutirá necesariamente en la mejora de la estadística de siniestralidad.

De todas formas, en ningún caso podrán emplearse las cajas negras como elementos en de culpabilidad en contra de los conductores, ya que serán anónimas y en las mismas no figurará ni número de bastidor ni ninguna referencia que sirva para imputar una negligencia al conductor.

En resumen, la seguridad del automóvil en su continuo avance por mejorar, traerá a partir de 2022 unas cajas negras que lograrán mantener unos niveles de seguridad muy elevados, logrando hacer del coche un medio de transporte cada vez más fiable.

También te puede interesar: Ciberseguridad en el automóvil

Publicado en Noticias, Novedades Etiquetado con: , , , , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Categorías